Un sismo de 4,8 sacudió Nueva York, Nueva Jersey y sus alrededores

Abr 5, 2024

La mañana del viernes, un sismo de magnitud 4,8 sacudió la costa este de Estados Unidos, desde Maryland hasta Maine, generando alarma y provocando que los edificios se sacudieran en ciudades importantes como Nueva York, Nueva Jersey, Filadelfia y Connecticut. Según el Servicio Geológico de los Estados Unidos (USGS), el epicentro del terremoto se ubicó cerca de Whitehouse Station, Nueva Jersey, alrededor de las 10:30 horas.

Este evento sísmico, poco común en el noreste del país, es el más fuerte registrado en la región desde el sismo de magnitud 3,8 en Buffalo, Nueva York, en febrero de 2023, siendo el más intenso en 40 años.

La gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, confirmó que su equipo estaba evaluando los impactos y posibles daños, asegurando actualizaciones a lo largo del día. En declaraciones a X, Hochul expresó: «Mi equipo está evaluando los impactos y cualquier daño que pueda haber ocurrido».

El alcalde adjunto de Nueva York, Fabien Levy, informó que no se reportaron impactos mayores en la ciudad. En Nueva Jersey, el gobernador Phil Murphy activó el centro de operaciones de emergencia del estado y urgió a la población a utilizar la línea de emergencia 911 solo para situaciones críticas.

Las autoridades de transporte también tomaron medidas precautorias. La Autoridad Portuaria de Transporte de PATCO suspendió sus servicios para realizar inspecciones de seguridad en la infraestructura, mientras que la Autoridad de Transporte Metropolitano de Nueva York (MTA) desplegó equipos para inspecciones detalladas de las líneas ferroviarias.

La Administración Federal de Aviación (FAA) anunció retrasos en varios aeropuertos, incluidos Newark Liberty International, La Guardia, John F. Kennedy International y Teterboro, con demoras de hasta 45 minutos en llegadas. Asimismo, el Aeropuerto Internacional de Baltimore-Washington también experimenta retrasos de hasta 30 minutos.

A pesar del susto inicial y la movilización de servicios de emergencia, no se reportaron heridas inmediatas ni daños significativos. Tanto el Departamento de Bomberos de Nueva York (FDNY) como la oficina del alcalde de Nueva York confirmaron la ausencia de reportes iniciales de daños graves, aunque las evaluaciones continúan.

Este evento resalta la importancia de la preparación y respuesta rápida ante terremotos en áreas no tradicionalmente asociadas con alta actividad sísmica. Mientras se evalúan los impactos del sismo, las autoridades instan a la población a permanecer alerta ante posibles réplicas y mantenerse informada a través de fuentes oficiales.


Te puede interesar


Suscríbete a nuestro boletín

Lo último