Sábado, 04 Febrero 2023
Felices pascuas y bendecido 2021

Felices pascuas y bendecido 2021 Destacado

 

Por Jorge Gallardo

Independiente de sus creencias religiosas, séame permitido desear buenos augurios. La celebración cristiana del nacimiento de Jesús es fecha propicia para hacerlo. Ustedes, nosotros, ellos, todos, merecemos una vida mejor. ¿O no?)

Un año complicado, pandémico, violento, amerita ser confinado para siempre, aunque difícilmente –habrá de admitirse-, pueda olvidarse muy pronto. Entonces, sin proscribir las imprescindibles normas de bioseguridad, el ejercicio de la “nueva normalidad” exige voltear la página y eso es posible con la dosis completa de vacunación anticovid de todos los ecuatorianos, para asegurar la impostergable reactivación y con ella tener bienestar y prosperidad.

Es en los hogares de las familias más pobres económicamente donde los gobiernos, central y locales deben, principalmente, hacer sentir su gestión, y el 2022 esperamos que así sea. Así como se soportan los tiempos difíciles, producto la mayor de las veces por la aplicación de políticas equivocadas o injustas, acompañadas de grosera corrupción, obesidad burocrática y poder al servicio de pocos, es necesario terminar con tan mala realidad, cambiar lo malo por lo bueno y lograr que la población, en general, comience a transitar por el sendero permanente del progreso y del bienestar.

No es posible, de la noche a la mañana, escapar de lo evidente: pandemia, inseguridad, desempleo, politiquería barata, mediocridad legislativa, abultados déficit fiscal y deuda externa, etcétera. Pero, quien gobierna, desde cuando es candidato ya sabe con qué lidiará y, entonces, una vez en el poder le toca solucionar. Su obligación es mejorar la vida de la población y poner al país en la lista de honor y del respeto.

Augurar, por lo mismo, un año 2022 positivo, productivo, que alcance a todos, especialmente a esa inmensa mayoría abandonada, postergada, vulnerada, no es descabellado ni pensamiento y deseo ilusos. Ya basta de esgrimir todo tipo de pretextos para no actuar con responsabilidad y verdadera humanidad. La tarea, sin embargo, será menos difícil si todos, gobernantes y gobernados, de la mano, juntos deciden un país con una vida mejor.

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.