Viernes, 01 Julio 2022
Cuatro gremios advierten pérdidas millonarias por la paralización

Cuatro gremios advierten pérdidas millonarias por la paralización Destacado

 

El impacto de las manifestaciones comenzó a sentirse en la capital. Bloqueos en los principales accesos a Quito o locales comerciales cerrados han marcado el ritmo de una protesta que lleva ocho días.

Representantes de gremios hacen un primer balance de la afectación y recuerdan lo que ocurrió en octubre de 2019. En esos 12 días de protesta, los sectores comercial y productivo del país perdieron más de USD 821 millones.

Según Quito Turismo, en mayo pasado llegaron 187 000 turistas nacionales y extranjeros; la ocupación hotelera fue de 50%: tendencia que se mantenía hasta las primeras semanas de junio.

Ahora se prevé una baja al 20% de ocupación por la cancelación de reservas. Se calcula que la semana pasada la industria turística cerró con pérdidas que bordean los USD 2,5 millones. Este sector perdió en 2019 cerca de USD 35 millones, por lo que no quieren que esto se repita.

  • ‘Tenemos decenas de buses apedreados’

Jorge Yánez Presidente de la Unión de Operadoras del Transporte Urbano de Quito

Ha sido golpe tras golpe. Todavía no podemos recuperarnos de la pandemia y ahora esto. Antes de la paralización, cada bus transportaba uno 680 pasajeros al día; desde el lunes de la semana pasada, hubo días en que no llevamos más de 300.

Daban un par de vueltas y debían retirarse y eso se vio reflejado en la caja. No alcanzaba ni para combustible. Un bus necesita unos USD 120 al día solo para cubrir gastos operacionales. En la primera semana, hubo días que no llegamos ni a 100.

Si no salimos, el Municipio nos multa. Tenemos decenas de buses con los parabrisas y ventanas rotos. Dar el servicio entre Guajaló y Cutuglagua fue terrible. Nos apedrearon y no les importó que estuviésemos con pasajeros. Hubo personas con heridas leves. El arreglo de un bus que afectaron el sábado me costará USD 1 800.

  • ‘Se calculan pérdidas de ventas en USD 60 millones’

Carlos Loaiza Presidente de la Cámara de Comercio de Quito

El golpe al comercio ha sido fuerte, sobre todo en la capital, que representa más del 40% de las ventas nacionales.

Se estima una pérdida que bordea los USD 60 millones en ventas, sin tomar en cuenta el fin de semana. Asimismo, empresas de los sectores industrial y exportador reportaron amenazas e intentos de ingreso forzado de manifestantes.

Se debe tomar en cuenta que una de las zonas más comerciales de la capital, el Centro Histórico, está cercada; por lo tanto, todos los comercios de esa zona turística no pueden trabajar. Además, muchos locales no han abierto por precautelar sus bienes. La paralización incidió en el abastecimiento de los negocios. La afectación en el Día del Padre fue tremenda para todos. Ese fin de semana representa entre 40% y 50% de todo lo que se llega a vender en este mes.

  • ‘Nos afectó el incremento del costo de los insumos’

Diego Vivero Vocero de la Agremiación de Restaurantes de Pichincha

Estamos operando dentro de nuestras posibilidades. La situación no es tan grave en toda la ciudad, sino en ciertos sectores. Sin embargo, el impacto ya se siente.

El efecto más fuerte es el incremento del costo de los insumos. Los productos escasean, y los pocos que están en el mercado están caros. Una lechuga costaba antes USD 0,40. Ahora la encuentra a 2. El quintal de papas pasó de USD 30 a 50.

La reactivación se ha estancado. Estos meses son de mucho movimiento. Hay eventos como graduaciones, primeras comuniones, pero un 80% se han cancelado por el toque de queda. Vendemos menos porque solo podemos atender hasta las 21:00, para que tanto personal como clientes puedan llegar a casa antes de las 22:00. Vamos a promover, con el sector comercial, que se celebre a los padres el domingo 3 de julio.

  • ‘Una imagen acabada y la gente tiene miedo’

Raúl García Presidente de Cámara de Turismo de Pichincha

El perjuicio es fatal. Han habido cancelaciones, retrasos de vuelos, compañías que no quieren volar a Ecuador y hemos perdido conectividad. Con esto, la imagen del país en el exterior vuelve a ser trágica, como en 2019. Ese año, antes de la protesta, el turismo receptivo le dejó al país más de USD 2 300 millones. Luego de esas trágicas manifestaciones y de la pandemia, apenas alcanzamos la mitad de eso. Nos estábamos recuperando y llega este paro. Estoy en París haciendo promoción y aquí la gente está enterada. Afuera, la imagen del país está acabada y la gente tiene miedo. El problema es que, si no se resuelve hoy, la mala imagen del país seguirá deteriorándose. En el momento, si esto se llega a solucionar, al Ecuador le tomará al menos seis meses volver a recuperar la imagen de país confiable y seguro. (El Comercio)

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.