Cómo la pandemia por COVID cambió drásticamente la esperanza de vida en el mundo

Mar 17, 2024

En un estudio sin precedentes llevado a cabo por el Instituto de Medición y Evaluación de la Salud (IHME), con base en Estados Unidos, se ha descubierto que la pandemia de COVID-19 ha tenido un impacto devastador en la esperanza de vida a nivel mundial. Este estudio, publicado en la revista The Lancet, ha sacado a la luz una disminución dramática de 1,6 años en la esperanza de vida media de las personas en todo el mundo durante los primeros dos años de la pandemia.

Según el IHME, esta disminución en la esperanza de vida marca un retroceso alarmante en la tendencia de décadas de aumento en la expectativa de vida global. Austin Schumacher, autor principal del estudio, señaló que la pandemia de COVID-19 ha tenido un impacto más profundo que cualquier otro evento en los últimos 50 años, incluyendo conflictos y desastres naturales.

El estudio revela que durante el período 2020-2021, la esperanza de vida disminuyó en el 84 por ciento de los 204 países y territorios analizados. Además, la tasa de mortalidad entre las personas mayores de 15 años aumentó significativamente, con un 22 por ciento para los hombres y un 17 por ciento para las mujeres.

El doctor Luis Alberto Camera, médico clínico e internista que participó en el estudio, destacó la importancia de estos hallazgos para comprender el impacto global de la pandemia. Según Camera, la pérdida de 1,6 años en la esperanza de vida a nivel mundial podría ser aún mayor, especialmente considerando que algunos países han logrado manejar mejor la pandemia que otros.

El estudio también estima que la pandemia fue responsable de un exceso de 15,9 millones de muertes durante el período 2020-2021, ya sea directa o indirectamente relacionadas con el virus. Este número incluye no solo las muertes confirmadas por COVID-19, sino también aquellas causadas por otras enfermedades agravadas por la pandemia.

El médico infectólogo Pablo Bonvehí, jefe de la sección Infectología y Control de Infecciones del CEMIC, resaltó la importancia de aprender de esta experiencia y prepararse para futuros eventos similares. Bonvehí enfatizó la necesidad de desarrollar planes de contingencia y estrategias de respuesta más efectivas para enfrentar crisis sanitarias globales.

En resumen, el estudio del IHME proporciona una visión completa del impacto profundo que la pandemia de COVID-19 ha tenido en la salud y la esperanza de vida en todo el mundo. Este hallazgo subraya la urgente necesidad de acciones coordinadas a nivel internacional para abordar los desafíos planteados por futuras emergencias de salud pública.



Te puede interesar


Suscríbete a nuestro boletín


Lo último

Postura indignante

Postura indignante

Es escandalosa la decisión del Fiscal de la Corte Penal Internacional de La Haya. Constituye un ataque frontal...