Una multitud invade el centro de Quito ante mágicas imágenes de sus iglesias

1111111111Rating 0% (0 Votes)

fiestadelasluces 5e07e

Una multitud invadió esta noche el atractivo casco colonial de la capital, atraída por imágenes multicolores, estáticas y en movimiento, surgidas desde sus principales iglesias, como si se tratase de magia celestial.

Se trata de la "Fiesta de la Luz", una "ruta mágica" que recorre varios de los templos más emblemáticos de esta capital, adornadas con colores proyectados con luces láser que dibujaban pinturas e imágenes en movimiento, basadas en la rica diversidad cultural y natural de Ecuador.

El festival de luces ha sido organizado en conjunto por el Municipio de Quito, la Alianza Francesa y la Alcaldía de Lyon (Francia) y permanecerá por las noches hasta el próximo domingo.

Son nueve edificios patrimoniales de Quito los que en estos cuatro días serán vestidos con las imágenes multicolores proyectadas a través de diapositivas y fuentes de luz láser organizadas por artistas llegados desde Francia.

La Basílica del Voto Nacional, las plazas del Teatro, Hermano Miguel, Andrade Marín, Santo Domingo, las iglesias de La Merced, La Compañía de Jesús, la Catedral y el Palacio presidencial de Carondelet serán los escenarios del festival.

"Esto es una belleza, hubiese sido magnífico que la luz se proyectara del lado lateral de la iglesia, para que más gente pueda apreciarla", señaló Jorge, un vecino de Quito que acudió al sector donde se levanta la Basílica del Voto Nacional, una iglesia neogótica que forma parte de "La fiesta de la luz".

Para él, la alta aglomeración de personas en ese sector "será menor en los próximos días. Así que volveremos" en familia, añadió mientras alistaba la cámara de su móvil para captar un "selfie" con su hijo y esposa.

En el tumulto, una joven venezolana, reconocible por su bufanda con las estrellas y los colores de la bandera de su país, hacía lo propio con varios amigos que habían acudido a ver la iluminación de las Iglesias.

"Es lindo y estamos tan alto, casi en el cielo", dijo ella en referencia a la altitud en la que se encuentra la capital ecuatoriana, a unos 2.850 metros sobre el nivel del mar.

Otro grupo de turistas europeos reclamó por los apretones y empujones sufridos en medio del tumulto, cuando intentaban captar con sus cámaras las curiosas imágenes de las iglesias, algunas con creaciones multimedia que transfiguraban el propósito religioso del inmueble.

Otro de los atractivos del festival estaba en un gran y colorido mural, de diseño casi medioambiental, en uno de los muros de la iglesia de la Compañía de Jesús, y un tercero -en este caso una creación multimedia que aceleraba el tiempo con transfiguraciones- en la Iglesia de Santo Domingo.

El alcalde de la ciudad, Mauricio Rodas, encabezó la ceremonia de inauguración del festival en medio de música de la banda municipal y el colorido de los fuegos artificiales que antecedieron al encendido de las iglesias.

"Es un orgullo enorme ofrecer a los quiteños y a los turistas nacionales e internacionales un espectáculo de primer nivel, porque eso es lo que se merecen todos quienes viven o visitan Quito", dijo el edil al destacar que la fiesta se realice en "el centro histórico de Quito que es uno de los más bellos y mejor conservados del mundo".

La Alcaldía recordó que esta es la segunda edición del festival, pero remarcó que este año los edificios patrimoniales escogidos para decorarlos son nueve, cinco más que en octubre de 2016.

En la edición pasada se cifró en 1,5 millones el número de visitantes que recorrieron la llamada "ruta mágica", pero el Ayuntamiento aspira a que aumente la afluencia de público este año, como ya se observó en esta jornada inaugural.

"La Fiesta de la Luz es, sin lugar a dudas, el festival de su tipo más importante del continente", señaló el Ayuntamiento en una publicación en la que recuerda que este evento nació en Lyon el 8 de diciembre de 1852, cuando al caer la noche, esa ciudad francesa se iluminó por iniciativa de sus habitantes que doraron ventanas con cristales multicolores en el día de La Inmaculada.

Unos 3.000 policías han sido desplazados por las calles del casco colonial de Quito para controlar el orden durante los cuatro días del festival, que tiene la aspiración de convertirse en uno de los atractivos del país para el turismo internacional. (Quito, EFE)

 

Foto: Diario La Hora

Solo los usuarios registrados pueden agregar sus comentarios. Por favor, ingrese con su usuario y clave , o regístrese.

 

Columna Publicitaria

Síguenos en Twitter...