Bután vs. Ecuador

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 100% (3 Votes)

0001a ROBERTOLOPEZ ef0f8

Por Roberto López Moreno

Bután es un pequeño país de menos de 800 mil habitantes enclavado en medio de los Himalayas, entre China e India, y sin salida al mar. Su superficie es de solo 41.000 km2, es decir, un poco más que la provincia de Pastaza. Pero si tratamos de establecer dónde hay mayor seguridad para la inversión extranjera, el paisito nos hace un paseo. Es que en Bután la separación de poderes está garantizada en la Constitución, justo donde debe estar, que es el artículo 1, el mismo que dice: Art. 1.13. “Se consagra la separación de poderes entre el poder Ejecutivo, el poder Legislativo y el poder Judicial. Ninguno de ellos interferirá con el poder de los otros, salvo que así lo disponga esta Constitución”. Estas tres líneas encierran una sabiduría ejemplar, pues nos enseñan que: 1. Debe haber separación de poderes. 2. Que esos poderes (en realidad, funciones) son solo tres, y no cinco o siete; y, 3. Que hay casos en que se requiere la coordinación entre estas tres funciones. Resulta evidente el contraste con todas esa retórica insulsa y confusa de nuestra Constitución.

-Ah, pero es que la separación de poderes se deduce.

-Ya pues, dile a los abogados de los inversionistas. Además, aquí, la Constitución inserta todas las funciones dentro de la Administración Pública (capítulo séptimo, art. 225), lo cual destruye la separación de poderes, pues la función Ejecutiva debe: “Dirigir la administración pública” (art. 147. 5). No hay separación de poderes si el Ejecutivo dirige todo. Y para ver cuán seguro es un país, los abogados de los inversionistas no revisan la ley de tránsito o el Código de Menores. Ven la Constitución. Y si comparan la de Bután con la nuestra, estamos perdidos.

-Entonces, hay que esconderla para que nadie la lea.

-¿No te parece más fácil reformar la nuestra? Lo malo es que la reforma que propone desaparecer el Cpccs deja vivita y coleando esta barbaridad de las cinco funciones. No debieron proponer la desaparición del Cpccs, sino de las dos funciones que sobran.

-¡Cómo jorobas tú!

-Mira, solo hay dos formas de hacer las cosas: bien o mal. Bután o Ecuador.

Fuente: Expreso

Solo los usuarios registrados pueden agregar sus comentarios. Por favor, ingrese con su usuario y clave , o regístrese.

 

Columna Publicitaria


Reciba nuestros titulares por correo electrónico.


¿Acepta HTML?